jueves, 12 de septiembre de 2013

Todos fuimos chicos

El miércoles se celebró el Día del Maestro en mi país. Ser maestro nos trae un sinfín de dolores de cabeza que, generalmente son compensados con risas, anécdotas y cariño a montones.

Aunque uno nunca haya ejercido la docencia, ¿quién no tuvo una maestra en su vida que lo marcó en cierto momento?

El estar rodeada de niños gran parte del día, nos hace expertas en dibujos animados, música de moda, la serie que tiene onda y las películas “copadas”. En definitiva, nos mantienen jóvenes y con el niño interior despierto.

Pero esta entrada no es sobre mi profesión, aunque está relacionada, ya que es de las últimas películas infantiles que he visto.


En el verano, gracias a las grandezas con la que era alabada la princesa Mérida por parte de mi primita de 5 años, vi Brave (Valiente), una nueva película de Disney donde cada día muestra más que las antiguas damiselas en apuros están out y que las nuevas no necesitan ningún príncipe azul que las rescate. Situada en la antigua Escocia, es una hermosura en imagen, en música y en leyendas celtas. Una historia donde la valentía no es un valor meramente masculino y las mujeres son de armas tomar.

Luego me tocó ver The Croods (Los Croods; Una aventura prehistórica), esta vez fue en cine y de la mano de Dreamworks.
Un padre exageradamente sobre protector de su familia en la época prehistórica, momento de cambios profundos en la Tierra y dentro de su familia. El papá que se niega a los cambios, pero que como todos, tendrá que adaptarse a los nuevos tiempos y al crecimiento de su hija adolescente. Una historia de familia, con mucha aventura, gran colorido y momentos graciosos, en especial de una de las mascotitas.

Desde que se anunció la segunda parte de Monster Inc.. que más que secuela, sería una precuela, que tenía a un niño que me taladraba la cabeza para ir a verla sin entender que aún no la estrenaban.
Finalmente llegó el día y con nuestro anteojos 3D, nos dispusimos a compartir risas con Mike y Sulley. Pero esta vez, nos contarán la forma en que estos monstruos tan dispares terminan siendo tan buenos amigos.
En Monster University, el tierno Mike, se esfuerza en sus estudios para lograr el sueño de su vida de convertirse en "asustador", aunque nadie lo tome en serio. Sullivan cree tener todo logrado, que no necesita esforzarse y es el "alma de las fiestas".
Las circunstancias los obligarán a unir fuerzas con otros rezagados para demostrar que el trabajo en equipo funciona, pero también que vencer sin merecerlo no es mérito y que los sueños se pueden hacer realidad, aunque llegue tarde porque el camino fue más largo.

Por último, con mis alumnos de 3º, tuvimos una jornada de cine en la escuela con pochoclos, pororós, palomitas de maíz o como se llamen en cada país incluidos.
Esta vez le tocó el turno a Wreck-It Ralph (Ralph, el demoledor), también de Disney, está basada en videos juegos. Ralph es el malo del suyo, que destruye lo que Félix reconstruye. Es el "malo" de la historia, aunque él no se considera malo y está cansado de los desprecios que sufre por su condición de malvado.
De ahí en más, este personaje comenzará un peregrinaje por diferentes videos juegos, intentando demostrarse a sí mismo que puede ser más y mejor. En medio de ello, irá cambiando vidas y la suya propia.
Dejando el mensaje que hay que aprender a quererse como uno es y que cada uno tiene una función que cumplir en el mundo que es irreemplazable
.

Cuatro recomendaciones para volver a ser niños por un rato.


31 comentarios:

  1. Qué razón tienes! Tengo pendiente Brave y también me gustaria ver la de Monsters pues tengo muy buen recuerdo de ella. Me la regalaron mis padres cuando estuve ingresada 1 mes por mi operación de corazón y pasé muy buenos momentos con la película y el juego que venia en el DVD.
    Gracias y un besete!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Guacimara, a veces siento que me río más yo, que los chicos con los que la veo.
      Besos

      Eliminar
  2. La "precuela" de Monstuos S.A no me pareció tan buena como la primera pelúcla, que es súper divertida. En cuanto a Brave, vale que lo de las princesitas está ya pasado de moda, pero es que Mérida me parece un poco bestia, jajajaja!!! me lo pasé muy bien con sus hermanitos pequeños, unos trastos que le daban un toque de verdadero humor a la película.
    Y ahora yo me pregunto... el día que a Mérida le apetezca tener hijos... ¿se hará la inseminación artificial? porque se ve que los hombres le dan tanto asquito... No sé, pero me huelo que esta peli Disney es un grito feminista en toda regla, vamos, el otro extremo de esos cuentos en los que se enseñaba a las niñas que lo único a lo que podían aspirar era a hacer un buen matrimonio.
    Para mí, ni lo uno ni lo otro. Todo en esta vida es equilibrio.
    A todo esto... ¡Feliz día del maestro, aunque llegue días tarde!

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que Mérida en algún momento se enamorará (como todas), y se dará amnesia temporaria (como a todas), soportará lo insoportable y tendrá sus hijitos.
      Besos

      Eliminar
  3. Cuando dije "pelúcla" quería decir "película", jejejeje.

    ResponderEliminar
  4. Por eso estamos tan jóvenes...por estar rodeada de niños, je, je...
    Solo he podido ver una película y media...je, je...
    Brave me gustó, sobre todo por el detalle del dibujo y la ambientación pero sigo echando de menos lo artesanal de los dibujos Disney antiguos y para mi...me hacen falta más canciones...crecí con las canciones del Jorobado, Hércules, Sirenita...con eso digo todo.
    Las otras, exceptuando una parte de Rompe Ralph no las he visto, pero la de ralph y su mundo de "chuches"...guuuuuuuuaaaaaaaaauu...
    Tiro más por el anime japonés aún más tradicional y yo he podido ver Momo, Colorful...muy interesantes.
    Me alegro que hayas vuelto a publicar...se te echaba de menos...^_^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me gustaban las canciones "Disney", pero me parece que a los niños actuales no tanto. Vi Robin Hood de 1973 con mis alumnos y las partes que más los aburrieron fueron las canciones.
      Besos

      Eliminar
  5. Te diré que no he visto ni una sola de estas películas y no tengo una explicación razonable, será que hace un tiempo no voy al cine, pero todas se ven muy buenas y a ver si me puedo dar el gusto de hacer al menos un maratón en casa.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aglaia, algunas las he visto en cine, otras en dvd y otras en tv. Depende la compañía con que las vi. Yo que vos me hago un tiempito, si podés con un sobrino mejor.
      Besos

      Eliminar
  6. aun tengo espiritu infante y me gusta ver estas movies porque las veo sin prejuicios. no le busco la quinta pata al argumento o a algun giro carente de loogica (es mas, me rio). Todas estas pelis basan su peso en las relaciones interpersonales, de la evolucion como persona y con los demas. despues de todo la familia y los amigos son lo más.
    pd: te falta Turbo y Aviones kajakaakj

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Don Raimundo! Aún no he visto Turbo y Aviones, pero temo que tendré que ver la segunda.
      En definitiva, la paso bien, nadie me obliga a verlas.
      Besos

      Eliminar
  7. de estas sólo he visto Brave, mis hijos ya están más grandes y no piden las películas de dibujos animados, pero haré caso de tus recomendaciones y las buscaré.
    Un beso,
    Ale.
    pd
    y ¡feliz día del maestro! quienes se dedican a esta profesión, se merecen todo mi respeto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ale, gracias por el saludo docente, y si, los chicos crecen, por eso veo muchas de adolescente también.
      Besos

      Eliminar
  8. Las he visto excepto la segunda. Brave no me gustó especialmente, entretenida pero poco más y Rompe Ralph es la que más me gustó, estuvo genial
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tatty, la de Ralph la vi con 20 salvajes de entre 8 y 11 años, así que fue toda una experiencia donde hubo poco para realmente disfrutarla.
      Besos

      Eliminar
  9. Veo que lo has pasado muy bien...Las películas infantiles tienen algo especial. No he visto más que Brave, y fue el año pasado...me encanta...
    Un besin grande!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. María, yo estoy bastante al día con películas infantiles porque vivo rodeada de niños, que aunque no sean míos, me cuentan, me comentan, me informan y me insisten, sobre las novedades.
      Besos

      Eliminar
  10. Hola Luciana, aquí el día del maestro es el 6 de Julio, y ese día, mi hermana, que es profesora de 3ro de primaria, llega llena de regalos :)
    Me gustan los dibujos animados, la única de la lista que he visto es Valiente, estaba bonita, pero me gustó más Enredados :)
    De las otras, solo se que la segunda parte de monster es muy graciosaa, según me dijeron.
    ¡Un abrazote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pilar, lo de los regalos, pasaba acá hace mucho, ahora apenas si se acuerda algún padre considerado de felicitarte por tu día.
      Enredados me gustó mucho, la vi en cine y tiene momentos hermosos.
      Besos

      Eliminar
  11. Luciana: Aprovecho para saludarte `para El Dia del Maestro de todo corazón! Yo también recuerdo de mi infancia mi maestro preferido el Sr.Antunes! Que lindo que veas todas las peliculas de chicos con los chicos!
    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eliane, gracias por el saludo. Creo que las películas infantiles se disfrutan más cuando se ven con niños.
      Besos

      Eliminar
  12. Me quedo con Mérida, sin duda.

    Me aprovecho para felicitarte, hay que dar las gracias siempre a todos los maestros, por lo que nos van sembrando desde niños y que vemos en los adultos
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encantó ver a Mérida en idioma original, con el fuerte acento escocés.
      Gracias por las salutaciones.
      Besos

      Eliminar
  13. Hola Luciana.
    He visto "Monster" y me gustó mucho. Tengo pendiente de ver su precuela. "Brave" también está en mi lista de pendientes. Recuerdo con mucho cariño los buenos momentos, que los tuve, en mi infancia. Fue un periodo de mi vida en el que tenía mucha fe en el mundo. Ahora, tengo menos fe en el mundo. Pero no quiero perder el optimismo ni la inocencia de la infancia.
    Un fuerte abrazo, Luciana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Laura, es lo que sucede a medida que vamos creciendo, muchas cosas nos decepcionan y perdemos la inocencia de la niñez, donde creíamos que todo era hermoso y podíamos pasar horas jugando e imaginando miles de mundos.
      Por eso me gusta mi trabajo, a pesar que muchos de mis alumnos les han robado la infancia, estar rodeada de pequeñas personitas llenas de sueños.
      Besos

      Eliminar
  14. Hola Luciana acabo de descubrir tu blog.. es muy bonito :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Celeste, un gusto que hayas pasado por acá y me dejés tu comentario.
      Besos

      Eliminar
  15. Tienes uno de los trabajos que conlleva una responsabilidad muy grande y uno de los más lindos, a mí entender. Porque no solo se entrega conocimiento, algo fundamental para la vida de hoy, sino que, además, una parte de lo que son se transmite a otros. ¿Por qué? Porque pienso que los maestros forman personas, mientras vamos al colegio no solo se nos entrega conocimiento sino que aprendemos a compartir, a respetar la diversidad y otras tantas cosas que harían más largo el comentario, jajaja.

    ¡Felicidades!

    Bien con respecto a las películas y lo de ser niños creo que éstas tienen el encanto de hacernos volver a la ninez o sacar al niño que llevamos dentro, al igual que cuando jugamos, es algo hermoso recordar o regresar esa etapa. Confieso, eso sí, que lamentablemente no he visto ninguna de las películas que mencionas.

    Me gusto esta entrada.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jennieh, tal como decís, mi trabajo implica mucha responsabilidad, más aún con los niños en situación de riesgo social con los que trabajo. A veces es muy difícil, hay días que te gustaría dedicarte a otra cosa, pero sigo ahí, porque es mi vocación y no cualquiera puede darse el lujo de trabajar de lo que realmente le gusta.

      Date la oportunidad de volver a la niñez por un ratito, si es compañía de algún niño, mejor, se disfruta más.
      Besos

      Eliminar
  16. Pues si, interesantes recomendaciones. ¿Te puedes creer que echo de menos las tardes de invierno cuando mis hijos eran pequeños y nos hartábamos de ver películas de Disney?

    Un beso.

    ResponderEliminar